Bengo

Bengo da nombre al proyecto Aitor Bengoetxea (Oiartzun, 1997). Además de ser una joven promesa del break dance, el joven guipuzcoano llevaba varios años haciendo música hasta que se decidió a dar el paso.  Reconoce que quería comenzar a tomárselo en serio, y así sucedió con los sencillos que publicó en 2020: «Rockstar», al que le siguen «Vente conmigo» o «Denbora», su primer hit, que alcanzó el número 1 en el top de Gaztea y ya suma más de 500.000 escuchas.

En 2021 estrenó su primer EP, 4 Taupada, consiguiendo en tan solo un año más de 800.000 streams en plataformas, además de visualizaciones que ascienden a cientos de miles en Youtube. Todo ello gracias a un sonido fresco, original e innovador. El artista escala con su nuevo sencillo «Oihu», publicado también en 2021, un peldaño más en lo que comenzó allá por 2016 cuando subió su primer tema a YouTube, sin saber todo lo que el futuro aguardaba. Tras años centrado en componer, el pasado 2020 el guipuzcoano finalmente decidió que la música sería aquello en lo que volcaría toda su creatividad, tiempo y esfuerzo. Y está dando resultados.

Bakarrik es el segundo single de Bengo con Oso Polita tras Oihu, que ya supera los 100.000 streams, y el primero que lanza el artista en 2022. El tema comienza con una breve intro que da paso a las distintas texturas que la voz de Bengo puede ofrecer. El cantante salta de un tono aireado y delicado en los versos a un estribillo más agresivo y rasgado cuyo pegadizo hook quedará en tu mente los próximos días.  

Bengo es, sin duda, una de las grandes promesas del pop urbano euskaldun para 2022. Tras fichar con Oso Polita, el artista se prepara para un año cargado de proyectos. Entre ellos, su confirmación para la próxima edición del Donostia Festibala donde actuará junto a figuras como Melendi, Nil Moliner, Bulego o Arnau Griso.