Pedales de guitarra, ¿Cuál elegir si estás empezando?

Tocar un instrumento no es sencillo, nadie dijo que fuera fácil. Pero es algo gratificante y muy excitante que puede traernos mogollón de emociones fuertes. Los ya iniciados en instrumentos de cuerda saben que la guitarra es el más conocido, habitual y democrático; raro es el grupo que no la utiliza en sus discos y conciertos, a excepción de la banda inglesa Keane, claro, mundialmente famosos por ello.

La guitarra es el instrumento más habitual en el rock, ¿cuántos artistas tan solo se hacen acompañar de ella en sus conciertos? Seguro que tienes una en tu casa, y si no la tienes, es más que probable que puedas hacerte con una en menos que canta un gallo… eso si no aprendiste algunos acordes en el colegio, el grupo de excursionistas o las grandes comidas y cenas navideñas.

En definitiva, siempre tenemos una guitarra  más o menos a mano. Española, acústica o eléctrica, todas ellas adaptan sistemas de amplificación y a pedales de efectos. Por ello, como sabemos que entre nuestros lectores hay grandes aspirantes a liderar la escena pop de las próximas décadas, dedicamos esta entrada a los pedales de guitarra más imprescindibles.

¿Qué nos aportan los pedales de guitarra?

Gracias a ellos, el clásico sonido de una guitarra puede modificarse hasta límites insospechados. Desde hace décadas son un ingrediente esencial en las recetas de los grandes éxitos de la música indie, el pop y el rock and roll.

Se trata de un accesorio que nos permite estirar las posibilidades del sonido clásico como si fuera una goma y prácticamente hasta donde queramos llegar, haciendo que nuestros dedos al pulsar las cuerdas suenen de mil maneras distintas, como ocurre en las canciones de bandas como Los Planetas o Triángulo de Amor Bizarro.

Un poco de historia sobre los pedales de guitarra

La aparición de los pedales de efectos en la música popular hay que buscarla en la década de 1940, cuando Les Paul, guitarrista estadounidense, aplicó eco a las grabaciones en varias pistas. Ya en las siguientes dos décadas, 1950 y 1960, aparecieron algunos pedales, aunque a precio de oro.

Paralelamente, marcas como Fender o Gibson incorporaban efectos a los amplificadores, lo que provocó que surgieran nuevos géneros en los que las fronteras del sonido quedaron desdibujadas. A día de hoy, casi en 2019, se pueden incorporar efectos con ordenadores y apps de smartphones.

Cómo elegir nuestros pedales de guitarra

Lo primero que debemos tener en cuenta a la hora de elegir un pedal es el uso que le vamos a dar

Lo primero de todo…comencemos por afinar

Puede sonar obvio, pero lo primero que necesitamos para tocar (y también para aprender) es que el instrumento esté afinado. Para ello nos será de gran ayuda un pedal afinador.

Aparte de esta función esencial, está bien saber que estos pedales funcionan también como muteador entre tema y tema. Algunos de los pedales que pueden servir para este fin son: el clásico Boss TU-3 , el CPT-20 de Harley Benton o el Mooer Baby Tuner, que es genial para principiantes.

Dale caña al volumen

“Este disco debe ser reproducido a niveles perjudiciales para el oído”, ponía en la contraportada del primer disco de Nacha Pop. Está claro, que el rock and roll el volumen es un must, así que aunque tu guitarra ya tenga su propia rueda para gestionar el volumen, -el pedal tiene aplicaciones diferentes como la de volumen puro para la señal de la guitarra, que se refiere a la colocación adecuada del volumen antes de conectarlo al amplificador-, o el volumen master.

Los pedales de volumen ofrecen posibilidades como colocar el volumen en estéreo. Marcas como Ernie Ball tienen varios modelos de pedales, así como Mooer, Expline o Boss continúan apostando fuerte por un clásico: el pedal FV-500-H-, que suena así.

Efectos retro y psicodélico

Si lo que quieres es que tus canciones suenen a crooner, años 50 o la música de las películas de David Lynch, la mejor idea es el MXR Phase 90…un viaje en el tiempo.

Compresores

Los compresores estabilizan los niveles, bajan los altos y suben los bajos, automatizando el sonido. Los clásicos son el Boss CS-3, el Electro Harmonix Tone Corset y el Harley Benton Dynamic Compressor.

Chorus

Si quieres que el sonido de la guitarra se repita y se duplique a modo coral, uno de los pedales perfectos es el Boss Super Chorus. También hay otros como el Donner Tutti Love o Danelectro D5 FAB. Suenan así.

Delay y Reverb

Para efectos de repetición como eco, delay o reverb, hay pedales que ofrecen diferentes tiempos del retorno del sonido. Los más habituales son Electro Harmonix Nano Holy Grail, TC Electronic Hall of Fame, Mooer Shim Verb, Digitech Polara o Boss RV-6.

El wah wah

Todo un clásico, aunque en realidad su nombre sea Dunlop Cry Baby, el wha wha cuenta con una serie de filtros de frecuencia, tanto altas como bajas, que hacen posible la manipulación del sonido. Desde la década de los 60 del siglo pasado, cuando se popularizó, ha sido usado por clásicos de las cuerdas como Jimi Hendrix, Rage against the machine o Eric Clapton. Una de las grandes ventajas es su capacidad de adaptación, y también que se puede utilizar con guitarras eléctricas y con acústicas.

Overdrive

De los pedales de efectos overdrive podríamos decir que consisten en llevar la distorsión un paso más allá. El Tubescreamer lleva al límite los graves del amplificador desde la ganancia, el Boss SD-1 o el TS9 de Ibanez son buena opciones. Y el Harley Benton Ultimate es el más competitivo en lo que a precio se recibe.

Y una buena distorsión

El propio Iván Ferreiro tiene una canción con este título. Para lograr que los sonidos se transformen y distorsionen al máximo, el mejor de los pedales continúa siendo Ibanez Tube Screamer, que se encuentra desde las clásicas composiciones de blues hasta éxitos indies de los 90 como grandes éxitos de Nirvana o la célebre Paloma, de Calamaro.

Los mejores pedales para tener overdrive extra y jugar a tu gusto con la ganancia son Pro Co Rat, Boss Metal Zone (MT-2), Boss Distortion (DS-1), Fulltone OCD, Klon Centaur, Electro-Harmonix Big Muff o Dallas Rangemaster Treble Booster.